Paula Abreu, Directora de la Unidad de Energías Renovables de la Comisión Europea afirma que más de la mitad de los hogares europeos podrían se productores de energía renovable y contribuir a la transición energética de la Unión Europea en los próximos años.  Asimismo, Abreu hace un llamamiento a los ciudadanos europeos y pide que colaboren activamente adquiriendo vehículos eléctricos o instalando calderas inteligentes en sus hogares, además de afirmar que dentro del paquete de medidas de la reforma legislativa europea se incluyen acuerdos que ofrecerán más flexibilidad para que se incremente el número de renovables.

Con lo que respecta a nuestro país, la Directora de la unidad de energías renovables de la Comisión Europea cree que España tiene una buena política energética y que está encaminada a reducir los gases efecto invernadero con la ayuda de las energías renovables. Sin embargo, Abreu también considera que nuestro país debe empezar a transformar las buenas intenciones en medidas concretas puesto que el cambio climático requiere rápidas decisiones. Así pues, también ha hecho hincapié la importancia de empezar a invertir recursos en conectar las renovables con el sistema para un cambio en el paradigma actual en el que el consumidor se un ente activo en el proceso.